La aplicación de mensajería instantánea más utilizada del mundo, con más de 900 millones de usuarios, ha dado una buena noticia a su comunidad anunciado que abandonará permanentemente su cuota anual de 0,89 euros. Cabe recordar la polémica que esta tasa suscitó cuando comenzó a cobrarse de forma general, inicialmente tan solo se aplicaba en iOS.

En una entrada publicada en su blog, la compañía explica que muchos de los usuarios de WhatsApp no cuentan con una tarjeta de crédito o de débito “y están preocupados de perder el acceso a sus amigos y familia después del primer año”. Por ello aseguran que durante las próximas semanas eliminarán los pagos de las diferentes versiones de la aplicación.

En el mismo comunicado, WhatsApp deja claro que esta eliminación del coste del servicio no supondrá en ningún caso que los usuarios vayan a comenzar a recibir publicidad al utilizar la app. Sin embargo, si explican que comenzarán a probar nuevas herramientas para establecer comunicación con las empresas “de las que quieres saber”. Es decir, nuestra entidad bancaria en caso de problemas, la compañía aérea si nuestro vuelo se retrasa… “Todos recibimos este tipo de mensajes todos los días, a través de mensajes de texto o llamadas telefónicas, por lo que queremos probar nuevas herramientas que lo hagan más fácil “, señalan.

Aún hay que esperar para poder comprobar estos avances, pero de momento no tendremos que volver a pagar por una de las aplicaciones más descargadas.

WhatsApp